La verdad del alma, por Shanandai - Magazine deixalatevaempremta.org -->

Magazine deixalatevaempremta.org

Un trabajo Holístico de Solidaridad y Empoderamiento personal.

Cursos solidarios de formación holística

Última hora

Post Top Ad

La verdad del alma, por Shanandai

El tope conocido por el ser humano es la consciencia propia del yo superior, así que partiré desde ahí.

El Yo superior es la consciencia unitaria más elevada del ser conocida. Es la esencia completa, es decir, es la consciencia de unidad situada en una dimensión elevada de luz y contiene en su interior, la esencia masculina divina y la esencia femenina divina unificadas. Con el propósito de experimentar, todas las formas posibles de experimentación, el Yo superior proyecta partes de su consciencia a través de la proyección de la esencia femenina divina por un lado y la proyección de la esencia masculina divina por el otro de sí mismo.

Esta experimentación de consciencia, dividida por género, da paso a la consciencia individual con la que se experimenta también conocida como Divina presencia Yo soy, por lo que cada ser encarnado, tiene a su Divina presencia yo soy, puede ser femenina o masculina en esencia, independientemente de que se esté experimentando como hombre o como mujer. El sexo elegido para experimentar no cambia la esencia.
Entre la consciencia de la divina presencia yo soy y el ser que sois, está la consciencia del ángel de la presencia o ángel solar (Es lo mismo). Esta consciencia, está ligada a nuestros cuerpos solares y tiene la función de rasgar los velos que impiden que elevemos nuestra consciencia a supra-consciencia.

Así mismo, cuando hablamos de almas, llamas o esencias gemelas, esto hace referencia a estas dos divinas presencias parte del mismo yo superior.

Cada ser pertenece a una familia de almas y evidentemente, tenemos muchas almas hermanas, almas afines, almas compañeras, pero el alma gemela, es la esencia de genero contrario que proviene del mismo yo superior, en consecuencia somos lo mismo.

La Divina presencia, con el propósito original de experimentar todas las posibilidades de experimentación, proyecta partes de su consciencia a muchos lugares al tiempo (una proyección por lugar). Así, una proyección de consciencia de cada Divina presencia se encarna en la Tierra y también se proyecta a otros mundos, otras galaxias y otros universos. Esto significa que somos seres multidimensionales y que como humanos, tenemos que recuperar la consciencia multidimensional.

Hasta ahora, hemos vivido en una mentira de unos cuantos que nos han manipulado y de otros muchos que por desconocimiento, han expandido una información que no era del todo veraz. Es tiempo de veracidad.

La mayoría de las religiones y otras instituciones, nos han convencido de que somos muy pequeños ante un inmenso universo, que Dios es algo ajeno a nosotros. Muchos hablan del yo superior como de aquella parte de nosotros que contiene a Dios, buenas noticias, cada célula de tu cuerpo, cada átomo, cada molécula contiene a Dios. Fuiste creado con la perfección divina de la Fuente de la que emanas, con las mismas virtudes, dones y potenciales, solo que lo has olvidado. La única diferencia entre la fuente y sus hijos es que ella crea a lo grande, es macro-creadora y nosotros creamos a lo pequeño, somos micro-creadores. De momento no podemos crear planetas y galaxias :)

También nos han convencido de que nuestro origen primigenio es la Tierra, tampoco es cierto, todos somos hijos de las estrellas.

En el universo todos somos Maestros e incluso os podéis encontrar cuando conectáis que de repente os llamen así, en la Tierra, habéis venido a aprender a ser humanos y a desarrollar esa Maestría interior a través de la ascensión de la consciencia. Cuando la desarrolláis, esa Maestría os lleva a renacer y a acceder a la información de quienes sois en realidad. Lo que sí que sois la mayoría es fractales de... Esto significa que la energía que trabajáis y con la que resonáis, es la frecuencia de un Maestro (de los conocidos o no), de ahí, las incesantes confusiones con ser algún Maestro conocido. Muchas veces las carencias propias y el sentirse pequeños, hace que el ego se aferre a la idea de ser un Maestro conocido, de tener la necesidad de ser especial. Todos y cada uno de vosotros, ya sois especiales. En el universo, pese a que sí existen jerarquías entre sus habitantes, no son jerarquías de poder o superioridad como aquí en la Tierra, simplemente significa que cada ser, pertenece a una familia de almas distinta con tareas distintas y con orígenes primigenios de la Fuente distintos, porque la Fuente lo es todo.

Bien, volviendo al tema del Yo superior, la Divina presencia y el Ángel de la presencia deciros, que cada ser tiene esas consciencias alineadas y conectadas, son consciencias propias no consciencias de otros Maestros. El camino de la ascensión de la consciencia, es precisamente ese, empezar a despertar la consciencia gradualmente, para que nuestra consciencia del ángel solar rasgue los velos y podamos abandonar la personalidad humana creada de condicionantes, miedos, dudas y especialmente y este es el mal de todos, la falta de amor, de respeto, de valoración y de reconocimiento hacia uno mismo.

Cuando integramos la consciencia del Ángel de la presencia y rasgamos los velos y abandonamos al personaje humano de la tercera dimensión, dual y creador desde su mente inferior o de 3D, es cuando podemos ascender a la consciencia de nuestra Divina presencia y así empezar a manifestar nuestra Divinidad, manifestando al ser humano consciente, que no es dual, es trino y percibe la vida desde su divinidad, reconociendo su propia divinidad, la de los demás y la de absolutamente todo lo que le rodea.

Nada que no esté en la frecuencia del amor asciende, por lo que vuestra prioridad, es amaros a vosotros mismos, enamoraros de vosotros, cuidad vuestro avatar físico. Muchos creen amarse y beben, fuman, se drogan de algún modo, maltratan a su avatar físico con una mala alimentación, con falta de ejercicio, esto es igual a AUTO-SUICIDIO. Cuando no cuidamos de nuestro templo sagrado que alberga nuestra alma en esta hermosa experiencia llamada vida, le estamos gritando al universo NO QUIERO VIVIR. Más allá de todo esto, generamos emociones que en el peor de los casos se transforman en enfermedades.  Nos aferramos al pasado y a las experiencias que decidimos co-crear de dolor para aprender. Cuando co-creamos, no siempre es consciente, la mayoría de las veces es inconsciente, pero absolutamente todo lo que experimentamos, es responsabilidad nuestra, lo bueno y lo menos bueno. La experiencia, solo es experiencia, tú decides como experimentarla. Si decides vivirla desde el dolor, eso es lo que crearas, si decides comprender que solo fue una experiencia de aprendizaje y aprendes lo que vino a mostrarte, fantástico, pasaras página y no crearas ni te aferraras a las emociones de dolor y sufrimiento.

Quiero matizar la diferencia entre emociones y sentimientos, en esto la información también ha sido errónea a lo largo de los años.

La EMOCIÓN  se genera, el SENTIMIENTO es un estado de consciencia.

Las emociones son pensamientos repetitivos e intensos que producen reacciones electromagnéticas en el cerebro. Este expande esas reacciones electromagnéticas por el cuerpo y si se intensifican y alimentan demasiado, se cristalizan somatizándose en el cuerpo físico en forma de lesión, dolencia o enfermedad. Las emociones se originan en la mente.
Los sentimientos se originan en el alma, en el chakra corazón, son un estado de consciencia y como todo estado de consciencia, es permanente.

Hasta ahora aquellos que se dedican a las emociones las han metido en el mismo saco. Amor, alegría, armonía, paz, esperanza, odio, enojo, rabia, tristeza, las diferencian argumentando que unas son buenas y otras malas o unas de vibra alta y otras de vibra baja. Bien, es hora de poner cada cosa en su lugar.

Las emociones que genera el ser humano son odio, enojo, rabia, tristeza y sí, también estados de euforia,  e incluso un sucedáneo del amor, de la alegría etc. Por qué digo un sucedáneo, porque como eso se genera por algún estimulo externo, son estados que carecen de estabilidad. Por ejemplo, si me toca la lotería me pongo eufórico, alegre y aparentemente feliz, pero si el dinero que me toco se pierde, mi estado de ánimo se pierde con él.
Cuando estamos en el sentimiento o estado de consciencia, lo que hay en mí, no depende de ningún factor externo, está en mí, es lo que soy, por lo que el amor, la alegría, la armonía, la paz, la abundancia, la felicidad, solo son manifestaciones de lo que soy, de mi divinidad y estas son permanentes porque no están condicionadas a nada externo.

El odio, no es la otra cara del amor. El odio es una emoción, el amor un estado de consciencia. Precisamente el odio es la ausencia de amor, al igual que la oscuridad es la ausencia de luz, no su otra cara, el amor es amor SIEMPRE.

Cuando accedéis a la denominada, dimensión akáshica, no estáis accediendo a la información archivada en una biblioteca, estáis accediendo a experiencias que siguen vivas en el tiempo espacio continuo, es decir, en la Tierra se estableció como medida de tiempo, el tiempo lineal. El tiempo lineal como bien dice su nombre es como una línea recta, en la que etiquetamos los periodos de tiempo como PASADO, PRESENTE Y FUTURO. En el universo el tiempo lineal no existe, el tiempo del universo es CIRCULAR, es decir, como un círculo sin principio ni fin. Esto se traduce a que absolutamente todo está pasando en tiempo real en un eterno PRESENTE. El único tiempo real es el AHORA, pasado y futuro no existe, solo es un tiempo existente en nuestra mente. Cuando lleguéis a mañana, seguiréis estando en el ahora. Por esta razón no se realizan nunca preguntas de futuro, aun no lo habéis creado en la tierra.

Estas experiencias que están vivas en el tiempo espacio continuo, especialmente aquellas que no están resueltas donde a través de las emociones, cristalizasteis improntas de dolor y sufrimiento, son las que os siguen afectando en la encarnación actual, porque tenéis que entender, que todas las proyecciones, con experiencias diferentes, habiendo experimentado en otras épocas y vidas, sois vosotros, son fragmentos de la misma consciencia superior, por lo que todo afecta a todo.

Precisamente cuando digo que en el tiempo circular todo está manifestado pero hay que manifestarlo en el tiempo lineal, me refiero a que, precisamente porque somos seres multidimensionales, todas las posibilidades de experimentación ya son y están. Quienes ascienden la consciencia, acceden conscientemente al tiempo circular, pudiéndose manifestar en el tiempo lineal. Aquellos que no ascienden la consciencia, no acceden, en consecuencia permanecen en la creación desde la mente 3D creando la experiencia que sea, en el tiempo lineal y con la configuración mental del tiempo lineal. 

Todos los que somos, somos los que estamos como dice Sananda, esto significa que en estos tiempos de cambio todos los que conocéis como Maestros ascendidos están encarnados en la Tierra.

El Padre experimenta a través de sus hijos. Cada cuerpo físico o de cualquier otra materia, es su propio cuerpo y nuestros Yo superior, son la consciencia individual de experimentación del Padre. Todos provenimos de la Fuente y decidimos experimentar juegos distintos. Incluso aquellos que están experimentando la desconexión, provienen de la Fuente. Así que no juzguemos, para la fuente creadora, todos somos perfectos y cada uno, está en su propia experiencia. Al final, solo hay un camino y esto nos conduce a todos de retorno a la consciencia, aunque cada quien tarde un numero predeterminado de vidas. Así que no olvidéis, que todos somos DIOS

Shanandai ©


Shanandai©








No hay comentarios:

Publicar un comentario